Kale (col rizada), ¿podría causar hipotiroidismo?


lacinato-kale

 

 

El Kale (col rizada) está cargado con nutrientes que, se dice, lo ponen muy arriba en la lista de los alimentos más saludables del mundo y, desde luego, ahora lo conocemos como un superalimento, que, al ser consumido, nos proveerá con una gran cantidad de importantes vitaminas y minerales. Y en realidad así es.

Sin embargo hoy en día, nosotros tendemos a exagerar casi en todo, y cuando nos damos cuenta que un nuevo superalimento ha sido mencionado y está de moda, pues no es la excepción y empezamos a consumirlo de todas las maneras posibles. Pero, como en todo, el consumo exagerado, aún en los alimentos que tienen muchos beneficios para la salud, puede tener otros efectos secundarios no deseables en nuestro organismo.

 

Goitrógenos

El kale es un vegetal crucífero, como las colecitas de bruselas, el bróculi, la coliflor, el repollo verde, repollo morado, rábanos y berros, y al ser consumidos crudos, en cantidades exageradas, pueden dañar la glándula tiroides debido a la presencia de compuestos llamados glucosinolatos, que al ser consumidos llevan a producir otro compuesto llamado goitrina que puede interferir con la síntesis de la hormona tiroidea causando así hipotiroidismo (funcionamiento lento de la tiroides),  y aunque esto es cierto, la realidad es que tendría que tomarse en cuenta la historia familiar y una previa diagnosis de hipotiroidismo, y también tomar en cuenta que, para crear un daño a la tiroides por el consumo de estos vegetales, deberíamos de consumir cantidades exageradas de ellos.

image

 

El kale, así como el bróculi y los vegetales mencionados más arriba, pertenecen a la familia de las coles o familia brásica, y se conocen como goitrógenos, los cuales contienen un compuesto natural, que al ser ingerido en grandes cantidades, puede interferir con la función del cuerpo de metabolizar el mineral yodo.

Cabe mencionar, sin embrago que muchos de estos goitrógenos presentes en el kale (col rizada) y otros vegetales, son cancelados, y por lo tanto, serían más seguro de comer, cuando estos vegetales son cocinados.

El cuerpo necesita yodo para producir la hormona tiroidea, y si carecemos de yodo, ya sea porque tenemos una dieta deficiente en este mineral, o porque hay algo que está inhibiendo su absorción (comer estos vegetales en cantidades exageradas por ejemplo), los niveles en la hormona tiroidea bajan, y si esto pasa, la glándula tiroides se puede alargar, y esto se debe a que el cuerpo esta tratado de incrementar la producción de la hormona tiroidea. Cuando existe alargamiento de la glándula tiroidea, se mira como una inflamación en el cuello y a esto se le conoce como bocio.

Afortunadamente, cuando el bocio se debe a deficiencia por yodo, puede ser fácilmente tratado y revertido al agregar yodo a la dieta, la tiroides entonces produce suficiente de la hormona tiroidea, y la glándula se encoge de nuevo y vuelve a su tamaño normal.

El bocio solía ser mucho más común de lo que es hoy en día, y no era porque la gente comía mucho kale(col rizada), bróculi u otros vegetales de la familia brásica en aquel entonces; el bocio era más bien causado por dietas muy bajas en yodo, pero desde la aparición de la sal yodada, el problema de deficiencia de yodo es bastante raro en estos días. Ver 9 Remedios naturales con sal de mar

IMG_1004

Pero, ¿realmente comer estos vegetales puede causar hipotiroidismo (baja función de la tiroides)?

Kale (col rizada) y la tiroides: Hipotiroidismo

El hipotiroidismo, también conocido como tiroides hipoactiva, es una condición donde la glándula tiroides no esta creando suficiente cantidad de una hormona tiroidea llamada tiroxina. Las hormonas tiroideas regulan la forma en que el cuerpo utiliza la energía, y sin suficiente tiroxina, muchas de las funciones del cuerpo se ponen más lentas.

Así que el hipotiroidismo, especialmente el que es de familia (debido a la genética familiar), no es causado por una deficiencia de yodo.                                                                                                                                          Este tipo de hipotiroidismo es causado por una enfermedad auto inmune en donde el cuerpo ataca y  destruye lentamente la glándula tiroidea, y cuando esto sucede, no hay cantidad de yodo que vaya a arreglar ese problema, y en lugar de eso, las personas tienen que tomar medicamentos para un reemplazo de la hormona tiroidea.

Así que, de acuerdo a la nutrióloga Monica Reinagel MS, LD/N, CNS, la Diva de la Nutrición (Nutrition Diva), aún si este el tipo de hipotiroidismo que está afectando a ustedes o a alguien de su familia, no tendrían que dejar de comer los vegetales goitrogénicos, ya que al comerlos no incrementan su riesgo de tener esta enfermedad: recuerden que este tipo de hipotiroidismo es una condición auto inmune.

Sin embargo, el consumo de estos vegetales si podría causar hipotiroidismo, es decir, que la glándula tiroides no esta creando suficiente cantidad de la hormona tiroidea tiroxina, si exageramos en el consumo de ellos, ya que, como les comentaba más arriba,  hoy en día es posible exagerar casi todo, y parece que estamos en competencia a ver quien come más de estos “super alimentos”, porque tenemos en la mente que si 2-5 porciones de vegetales al día son muy buenos para la salud, pues 10,15, o 20 porciones al día serían mucho mejor.

lacinato-kale

broculiComer  kale (col rizada), bróculi, colecitas de bruselas, rábanos, y otros vegetales crucíferos a la semana es muy bueno, pero comerlos todo el día todos los días, ya no es tan buena idea.colecitas-de-bruselas-1

Según la nutrióloga Monica Reinagel MS, LD/N, CNS, si es el daño a la tiroides es causado por la deficiencia de yodo, la buena noticia es que este es completamente reversible si añadimos yodo a la dieta.

Sin embargo, otros muchos efectos secundarios causados por el exagerado consumo de estos vegetales puede qué no sean tan fáciles de tratar y revertir.

Kale (col rizada) y su contaminación con arsénico

El kale (col rizada), así como otros vegetales de hojas verdes frondosas, son particularmente buenos en absorber los minerales del suelo en que han sido plantados, y como consecuencia pueden contener pequeñas cantidades de cadmio, talio o arsénico, los cuales están presentes de manera natural en el suelo, pero a diferencia del calcio, potasio y magnesio, el cadmio, talio y arsénico no son para nada buenos para los humanos.

La cantidad de metales pesados que nosotros absorbemos al consumir kale (col rizada) y vegetales verdes de hojas frondosas no es una preocupación si nosotros los consumiéramos en cantidades normales. El problema aquí es cuando estos vegetales son consumidos en cantidades exageradas, como si estuviéramos en un concurso a ver quién come más.

Aquí no estamos hablando solamente del kale (col rizada) que es plantado en grandes zonas industriales que, por la naturaleza del ambiente, es lógico que los suelos contengan estos contaminantes, estamos hablando también del kale (col rizada) que es plantado en suelos que son  tratados orgánicamente (ecológicos), y que contienen de manera natural una variedad de metales pesados, entre ellos el cadmio, talio y arsénico. Estos metales son entonces absorbidos por estos vegetales, particularmente por el kale (col rizada) y los vegetales verdes de hojas frondosas precisamente por su gran cantidad de follaje que los hacen excelentes receptores de estos metales pesados.

kale-and-leafy-green-plantations

El qué los suelos contengan en su química natural metales pesados no es algo nuevo, aquí lo nuevo es la tendencia de nosotros los humanos de exagerar las cosas, entre ellas, la manera que tenemos de comer, y desde que el kale (col rizada) fue catalogado como un superalimento, la gente no solamente empezó a comerlo más frecuentemente, sino que empezaron a comerlo todos los días en cantidades enormes, y no contentos con las cantidades que comían cada día, empezaron a extraer el jugo (juicing),  consumiendo así diez, veinte o treinta porciones al día, porque necesitamos aproximadamente una o dos cabezas de kale (col rizada) para extraer una taza de jugo,  y es aquí donde esto ya representa el verdadero problema, ya que por supuesto los nutrientes están más concentrados, pero también lo están los metales pesados y así nos los tomamos.

Entonces, ¿tendríamos que parar de comer Kale (col rizada)?

El kale contiene nutrientes muy importantes y comerlo definitivamente si aporta beneficios excelentes a la salud.

Yo sí consumo el kale (col rizada), aunque no muy frecuentemente, y no es precisamente debido a estas  noticias alarmantes, sino para tener variedad en los vegetales que consumimos en casa y no aburrir con las misma recetas, y tampoco pienso dejar de consumirlo, porque el kale sí me gusta, especialmente cuando lo preparo crujiente. Ver Chips de Kale (col rizada) 

image

 

Recuerden que en estos días de exagerar en todo, en que todos los días escuchamos de nuevas dietas de moda y maneras diferentes de comer, y, en este caso, cuando sale a la luz un alimento nuevo que promete ser el paliativo que va a curar todas nuestras enfermedades, creo que sería muy importante aplicar nuestro sentido común, que debería ser el más común de nuestros sentidos, y tomar decisiones acordes.

Ninguno de los llamados “super alimentos” nos van a proporcionar todos los beneficios que obtendríamos de consumir una amplia variedad de frutas y vegetales de temporada, porque de esta manera maximizamos y aseguramos un consumo de nutrientes más balanceado, y minimizamos nuestra exposición a contaminantes que podrían ser muy peligroso para nuestra salud.

Es un hecho que nuestros suelos sí contienen estos metales pesados en su química estructural.  No obstante, mi opinión muy personal es que no creo que deberíamos dejar de comer kale (col rizada) ni otros vegetales verdes de hojas frondosas, pero más bien, consumirlos con medida, y aquí la palabra clave es, como siempre, moderación.

CONCLUSIÓN:

  • Se tiene que tomar en cuenta la historia familiar y una previa diagnosis de hipotiroidismo, y también tomar en cuenta que, para crear un daño a la tiroides por el consumo de estos vegetales, deberíamos de consumir cantidades exageradas de ellos.pero yo creo que los vegetales de la familia brásica todavía podrían ser consumidos, solo que porciones normales a la semana, y no diez o más porciones al día, todos los  días.
  • Muchos de estos goitrógenos presentes en el kale (col rizada) y otros vegetales, son cancelados, y por lo tanto, serían más seguro de comer, cuando estos vegetales son cocinados
  • Yo siempre hago énfasis en que no todos los cuerpos son iguales y que cada organismo reacciona diferente a los diferentes tipos de alimentos que comemos, pero sí creo que es información muy importante que deberíamos tomar en cuenta y hacer nuestras propias investigaciones cuando algo nos interesa.

Tú eres responsable de tu salud personal, no tu médico, no tu madre ni tu padre, ni tu esposo, esposa o hijos.

La salud es responsabilidad propia, y por lo tanto, me parece de vital importancia que siempre prestemos mucha atención a todos los nuevos alimentos y dietas de moda que la propaganda nos ofrece, y que, por el acceso tan fácil que tenemos a la información (Internet), muchas veces creemos que por eso ya esa información es válida e incuestionable.

Investiguen, lean, pregunten, este es nuestro cuerpo y el único que tenemos, y es nuestra responsabilidad, en lo que se pueda, mantenerlo en optimas condiciones.

¡A su salud!

REFERENCIAS:

http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/2419242

http://nutritionovereasy.com/2016/01/kale-craze-raises-heavy-metal-concerns/

http://www.quickanddirtytips.com/health-fitness/prevention/do-cruciferous-vegetables-affect-your-thyroid

http://www.medicalnewstoday.com/articles/163729.php

http://www.healthnewsreview.org/2015/07/where-is-all-the-toxic-kale-coming-from-an-investigation-of-the-vegetable-detective/

http://www.harpersbazaar.com/beauty/diet-fitness/a11547/kale-poison-thallium/

http://www.huffingtonpost.com/entry/kale-poisoning-heavy-metal-mother-jones_us_55bab86be4b06363d5a19db9

Anuncios

2 pensamientos en “Kale (col rizada), ¿podría causar hipotiroidismo?

    • ¡Hola Molly!
      Me alegra que te haya gustado mi artículo.
      Yo realmente creo que deberíamos tratar a los alimentos que comemos como lo haríamos con los medicamentos que prescribe un doctor: tanto los unos como los otros pueden afectar nuestro organismo de manera adversa, pero también pueden tener un impacto positivo en la salud si no exageramos en su consumo, y más aún, si comemos alimentos que son del tipo que realmente van a nutrir a nuestro cuerpo, pues tal vez ni siquiera vamos a necesitar esos medicamentos de prescripción.
      Muchas gracias por tu comentario, realmente lo aprecio, y gracias por visitar mi página.
      Un abrazo 😀

      Me gusta

Los comentarios están cerrados.